.

 

web analytics

El mejor sitio para aprender algo es una clase, y a ser posible, con un buen profesor. ¡Toma obviedad! ¿Lo pilláis? Clase, aprender, profesor…

Pese a ello, en el caso del baile muchísima gente encuentra lógico —además de mucho más guay y dinámico, dónde va a parar— iniciarse en bares, discotecas, bodas o saraos similares. ¡Eso sí que mola! ¡Lanzarse a la pista en el paroxismo de una intoxicación etílica aguda a repartir codazos a diestro y siniestro! Vale que no se aprende mucho, o al menos al día siguiente no lo recuerdas, pero ¿y lo bien que te lo pasas, tú y todos los que pisoteas y salpicas con el cubata? Por supuesto, borrachos dinámicos aparte, también se puede recurrir a alguien que te enseñe en casa, o probar con libros, DVD's, YouTube… ¡Cualquier cosa antes que ir a una academia, ese reducto de inútiles e inadaptados!
.
El fundador de BAILAFACIL y autor de este artículo, faux, dando una clase. Copyright © www.bailafacil.es.

¡Que no, porras! Puede que, en unos pocos casos, alguien sea capaz de aprender algo con uno de esos 'métodos' pero la inmensa mayoría no conseguirá nada, salvo frustrarse. Aprender por tu cuenta o con ayuda de amigos y material a distancia no suele funcionar porque el baile es una actividad organizada, social e interactiva, como un deporte o un idioma, o sea, tiene reglas y se requiere un mínimo de dos personas para realizarla, y eso significa que es mucho más fácil aprender en grupo y con supervisión… lo se llama recibir clases, vaya. Naturalmente, y como siempre, estoy hablando del baile en pareja; bailar solo es otra historia… que no me interesa un pito.

Aunque el deporte pueda parecer una comparación más certera, en mi opinión lo que más se asemeja al baile es el lenguaje. Los deportes también guardan similitudes, es obvio, pero con dos diferencias fundamentales: su carácter competitivo y la rigidez de sus reglas. Además el lenguaje tiene la gran ventaja como ejemplo de que todo el mundo sabe hablar, en cambio mucha gente no practica ningún deporte ni sabe nada de ellos. Utilizaré, pues, el lenguaje como símil para explicar mi punto de vista sobre el aprendizaje del baile.

Considerad el baile en general —todos los bailes— como el habla y las distintas formas de bailar —existen muchísimas— como idiomas. ¿Hablar vuestro idioma materno os parece sencillo? ¡Eso es sólo porque empezasteis de niños, le dedicasteis tropecientos años y ya no recordáis el esfuerzo que os costó! Intentad aprender un idioma diferente ahora y veréis qué difícil es.

El baile es algo complejo y organizado, igual que un idioma. Si te pones a hablar a tu bola sin tener en cuenta las reglas gramaticales —yo muy estamos jodidano te entenderá nadie, si inventas palabras —wachi tuchi... ¡nopa!— ya ni te cuento. Puedes hablar mal, o tosco, pero estás obligado a respetar un mínimo la base común si quieres comunicarte con otras personas; es lo que hay. Con el baile pasa lo mismo. No puedes inventarte los pasos o hacer lo que te dé la gana sencillamente porque nadie te entenderá, y en consecuencia no querrán bailar contigo.

El aprendizaje del baile es muy similar al de un idioma: se empieza con los pasos básicosfrases sencillas de uso común tipo 'hola, soy Pepe'—, después se pasa a otros más complejos al tiempo que se explica la forma de cogerse en pareja o girar en la pista —lo que equivaldría a usar frases como '¿hay algún hotel cerca de aquí?', más la habilidad para construir otras similares— y finalmente a combinarlo todo creativamente respetando los acuerdos de mínimos para entenderse con la pareja y los demás bailarines. O sea, ser capaz de crear frases estilo '¿te gustaría venir al hotel conmigo?', si has aprovechado bien las clases, o 'euh… tú y yo, hotel, ñaca-ñaca, ¿hein?', en caso contrario.

Lo que está claro es que el objetivo de cualquier persona que quiera aprender a bailar en pareja debería ser… bailar en pareja, es decir, comunicarse con su pareja, y esa comunicación o entendimiento serán tanto más satisfactorios cuanto mejor dominen ambos el idioma, ¿no? Ahí queda la pregunta. Y termino el artículo con una serie de comparativas entre el baile y el lenguaje que suelo utilizar:

Bailar solo es como hablar solo: aburrido.

Bailar en pareja es como conversar: puede que la charla sea menos dispersa si uno de los dos se limita decir monosílabos, pero cuando ambos participan activamente siempre es muchísimo más estimulante.

Bailar en grupo o formación es como una reunión de vecinos: si no pone orden alguien, jamás se llega a ningún acuerdo.

Bailar bien es tan difícil como hablar correctamente, pero está más relacionado con la flexibilidad que con el academicismo. Quien domina el lenguaje no se dirige igual a un universitario que a un niño; los bailarines deberíamos hacer lo mismo.

Bailar de forma brusca, empujando a la pareja y sin respetar el espacio de los demás, es como discutir a gritos en un lugar público: signo inequívoco de mala educación.

Bailar de forma excesivamente llamativa es como dar discursos: correcto si eres bueno y te pagan por ello… y patético si nadie te lo ha pedido. Las exhibiciones para el escenario, por favor.

Ser capaz de bailar con mucha gente es como ser capaz de hablar con mucha gente: mejor que sólo con una persona, o al menos más variado.

El baile es como el lenguaje: creativo, variado e infinito. Tiene reglas pero al mismo tiempo es extraordinariamente flexible, está en constante evolución, ofrece combinaciones inagotables... Nadie debería aburrirse jamás practicando cualquiera de ambas habilidades.

.

.

NOMBRE


E-MAIL

COMENTARIO


.

ARTICULO PUBLICADO ORIGINALMENTE EL 6 DE FEBRERO DE 2009

COMENTARIO DE BELEN (01/03/09)
<Me ha parecido genial la comparación entre aprender a bailar y aprender idiomas. Y sé de qué hablo... Soy profesora de inglés y me estoy iniciando en esto de los bailes de salón y no podría estar más de acuerdo con que el aprendizaje de ambos sigue un proceso muy parecido. Tomo nota de la comparación y la utilizaré en mis clases alguna vez. Con permiso de faux, claro>

COMENTARIO DE ALFONSO (05/02/09)
<Bailar también es soñar, ilusionarse, disfrutar con el cuerpo y la mente lo que sientes en el corazón>

Copyright © www.bailafacil.es | Diseño: CybertoWM | Texto: faux | Todos los derechos reservados